miércoles, octubre 31, 2012

9:06

Aunque en persona es tan imponente y frío como James Bond, Craig se atreve a confesar cuál es su 007 favorito y a elogiar a Javier Bardem.

¿Cómo recomienda usted, James Bond, su última película?
Sé que las cosas están difíciles en España, pero supongo que mejorarán... Nosotros intentamos hacer puro entretenimiento, y tengo que decir que esta es una muy buena película de Bond, por lo que supone una estupenda forma de escapar un rato de la realidad. Espero que, sobre todo en estos tiempos tan duros, le guste al público español.

Estrellas de HollywoodEs un filme de acción, pero con un regusto algo triste.
Así era la historia que queríamos contar: los personajes nuevos se encuentran con los viejos, y estas son las cosas que les pasan. Pero no olvidemos nunca que es una película de Bond, así que está llena de acción, bromas, coches y Martinis.

Lleva mucho tiempo actuando, ¿le es cada vez más fácil o más difícil estar a la altura?
¿Respecto a mi primera película? ¡Ya ni me acuerdo! Siempre ha sido difícil actuar, aunque por distintos motivos. Quizá al principio era más complicado por la presión, por hacerte un sitio; ahora lo siento como una profesión increíblemente creativa, y esa es seguramente la mejor parte de ser actor. Lo que tengo claro es que es un trabajo muy duro a veces, pero llevo haciéndolo mucho tiempo, me sirve para vivir y lo disfruto.

Disfrutaría también de su escena ‘íntima’ con Bardem. 
¡Desde luego! La escena estaba muy bien escrita en el guión, pero tuvimos varias reuniones con Javier y hubo cambios que la mejoraron. Es, en efecto, muy divertida, pero sobre todo es muy eficaz a la hora de presentar a su personaje. Además, y eso es lo más brillante de Javier, me fascinaba que él representara con tanto dramatismo y credibilidad la escena mientras la historia avanza de una manera muy divertida y eficaz.

¿Qué hay de usted en James Bond? ¿Qué cree haberle dado a este personaje?
Si quieres que te lo resuma en una sola frase... no lo sé. Lo que sé es que, durante el rodaje, me pasaba todo el día y la noche pensando en él. También tenía claro que no podía hacer el mismo Bond que otros habían hecho antes: Sean Connery o Roger Moore lo encarnaron muy bien a su manera, cada uno de ellos le dio una forma única y yo no podía imitarlos, así que tenía que descubrir mi propia forma de hacerlo. Siempre, eso sí, me sentí muy cómodo, disfruté mucho de todo el proceso y también sé que, algún día, tendré que dejarlo, que otro actor se ocupará de encarnar a 007 y que no pasará nada.

Se cumplen precisamente 50 años de la primera película de Bond. ¿Cuál es su favorita?
Goldfinger y Desde Rusia con amor, aunque creo que la primera que vi es Vive y deja morir. Desde luego, mi Bond preferido es Sean Connery, aunque el trabajo de cada uno de los actores que han desempeñado el papel me parece muy valioso. Respecto al villano... ¡Bardem es el mejor, sin duda!

¿Por qué le eligieron a él?
¡Porque era nuestra única opción! No era el primero de la lista, sino el único. ¡Tenía que ser Javier o Javier, y le tuvimos!// 20 minutos


0 comentarios:

Publicar un comentario

Todo comentario es bienvenido. Así que...