lunes, enero 23, 2012

20:10

Lo merecía Lassie por sus muchas y exitosas películas de los años cuarenta. Lo rozó Rin Tin Tin, el pastor alemán más famoso del mundo durante los años veinte, cuyas huellas están impresas en el Paseo de la Fama de Hollywood. Pero ha sido Uggie, el protagonista deThe Artist, el que ha obligado a crear los Golden Collar Awards, unos Oscar para perros que se entregarán el 13 de febrero en Los Ángeles.

Una historia de película

Por partes: ¿quién es Uggie? Hasta su historia tiene tintes cinematográficos: nacido en 2002, este jack russell terrier fue enviado a los seis meses a la perrera. Su futuro era ominoso, pero le salvó Omar Von Muller, un prestigioso entrenador de canes cinematográficos que lo sumó a su cuadra de siete perros al ver sus capacidades artísticas. "Un amigo me llamó –explica Von Muller a la web estadounidense CineSnob–, porque no podían mantenerlo en la perrera y lo iban a sacrificar. Lo tuve un par de días y me enamoró: en el acto vi que era muy activo e inteligente".

Animales famososNi métodos Stanislavski ni escuelas de interpretación: actividad e inteligencia son lo que necesita un perro para ser un buen actor. Pero Uggie, además, tiene un don: sabe encandilar a sus compañeros (humanos) de trabajo. Fue Jean Dujardin, el protagonista de The Artist, quien exigió tras tratar con él que fuese el perro elegido. Y algo parecido ocurrió en Agua para elefantes, la otra gran película de Uggie y donde se codeaba con Robert Pattinson y Reese Witherspoon.

El 'can-didato'

Pero a quien Uggie ha enamorado es al público de todo el mundo. Desde diciembre, la campaña Consider Uggie (Tened en cuenta a Uggie) reclama en Facebook su candidatura al Oscar: ha sumado más de 8.00 amigos. ¿Y Twitter? Su cuenta supera los 3.000 seguidores. Y, bueno, también las altas esferas se han fijado en él: Uggie recibió una mención especial en los Premios Lumière de Francia, se llevó la Palma Canina (creada ex profeso) en el último Festival de Cannes y fue el gran protagonista de los recientes Globos de Oro, donde eclipsó a los otros actores.

Y ahora, la gran pregunta: ¿ha cambiado Uggie desde que es una estrella? ¿Renunció a los huesos y solo engulle solomillos de ternera? ¿Reniegan sus antiguas amigas, las pulgas, de él? Según Von Muller, no. "Ahora mismo está jugando a mi lado –asegura en las entrevistas–, chupando un hueso con mis otros perros. Somos una gran familia que hace películas: ¿por qué? Porque los perros disfrutan: les divierte, hacen mucho ejercicio y, sobre todo, les encanta ser el centro de atención. Y algo más: otros cuidadores no dejan que nadie interactúe con sus perros en el plató, pero yo no. Me gusta que Uggie se convierta en la mascota del rodaje, que juegue con los otros actores y se relacione con ellos, porque todo eso se refleja después en el cine".

Un duro pasado y rivales de peso

Como un peludo James Dean, Uggie también fue un rebelde: por eso lo abandonaron sus dueños. Ahora vive con la familia Von Muller y otros siete perros. Cuando se porta bien en el plató le dan salchichas, pero está por ver su actitud en los Golden Collar Awards. ¿Y si no ganara el premio? Sus rivales serán Cosmo (con Ewan McGregor, uno de los protagonistas de Los principiantes), Hummer (compañero de Charlize Theron en Young Adult) y Denver (a quien veremos en el drama 50/50 junto a Joseph Gordon-Levitt).// 20minutos.es


0 comentarios:

Publicar un comentario

Todo comentario es bienvenido. Así que...